¡Mundial de comida!

Publicado en por Christelle

© C. Blanco / Essenza ●

© C. Blanco / Essenza ●

Hoy comenzó el Mundial de Fútbol, y con él, un mes de partidos, de convivencias, de alegrías y decepciones, en especial para quienes gustan de este deporte… :-)

Para l@s demás (¡bueno, también para los fanáticos del fútbol amantes de la cocina!), voy a presentar este mes unas recetas típicas de algunos de los países participantes, comenzando, por supuesto, por el país anfitrión… ¡Brasil!

Una de las recetas que más me recuerda a las vacaciones que pasé en Río de Janeiro es de hecho una receta que no es Carioca, sino Mineira (del estado de Minas Geiras).

Se trata del sabroso y adictivo “pão de queijo” (pan de queso en español), que se suele degustar en el desayuno, junto con un café (¡y también el resto del día, no te digo que es adictivo…!)

Se realiza con “polvilho doce” (fécula de yuca o mandioca) y queso “meia cura”. Aquí he adaptado los ingredientes para que puedas encontrarlos con facilidad.

NB: ¡Si eres fanática de fútbol, te invito a que postees una foto tuya con la camiseta de tu país en nuestra página Facebook!

Pão de Queijo

Ingredientes:

  • 500g de fécula o harina de yuca (mandioca)
  • 200g de queso tipo parmesano rallado
  • 200g de queso de tipo edam, gruyere, mozzarella, etc (he probado con varios tipos de queso y todos quedan bien, es más una cuestión de gusto personal)
  • 2 cucharillas de sal
  • 200ml de leche
  • 75ml de aceite
  • 4 huevos

Preparación:

  1. Calentar la leche junto con el aceite en una cacerola hasta que hiervan y retirar del fuego
  2. Mientras la mezcla de leche/aceite calienta, poner la harina de yuca y la sal en un bol y mezclar cuidadosamente.
  3. Verter encima la mezcla líquida muy caliente y mezclar vigorosamente.
  4. Agregar todos los quesos. Mezclar y agregar los huevos.
  5. Amasar con las manos (puedes preparar esta receta también con la ayuda de una procesadora).
  6. Si la masa está demasiado pegajosa, puedes llevarla al refrigerador durante media hora.
  7. Precalentar el horno a 180°C.
  8. Formar bolas (de unos 4 cm de diámetro aproximadamente) y colocarlas sobre una bandeja de horno previamente aceitada y enharinada.
  9. Llevar al horno caliente por 15-20 minutos. El pão de queijo debe estar ligeramente dorado.
  10. Degustar caliente.

Bon appétit!

Christelle

Etiquetado en Cocina

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post